Desarrollan un motor de propulsión para aviones que funciona con aire y electricidad

Un grupo de investigación del Instituto de Ciencias Tecnológicas de la Universidad de Wuhan (China) logra desarrollar un motor de plasma para aviones, que puede convertirse en un potencial sustituto de los actuales sistemas, basados en el uso de combustibles fósiles como el keroseno.

Gracias a este nuevo prototipo, los gases altamente contaminantes generados por los tradicionales motores, podrían ser reemplazados por este nuevo sistema de plasma. El plasma es un estado de la materia, similar al gaseoso, que produce la separación de los átomos en partículas elementales cuando son sometidos a altas temperaturas.

Este estado de la materia puede localizarse en algunas capas de la atmósfera terrestre, como la ionosfera o la magnetosfera, en las que se producen conocidos fenómenos como los vientos polares o las auroras boreales.

De momento, el prototipo ha sido probado con resultados satisfactorios consiguiendo elevar una bola de acero de un kilogramo de peso, pero su desarrollo puede constituir una alternativa eficiente y sostenible para una futura aplicación en el ámbito del transporte aéreo. Según el Air Transport Action Group, esta industria genera el 2% de las emisiones de CO2 a nivel mundial.

Diagrama del prototipo del motor de plasma. Fuente: Sciencealert cedido por Jau Tang y Jun Li

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *